MÉXICO SE HA CONVERTIDO EN EL HOGAR DE MÁS DE UN MILLÓN DE ESTADOUNIDENSES

El clima político, el costo de vida y el atractivo para los expatriados han hecho de México un destino principalpara los vecinos del Norte que están migrando.

Redacción │ América Sin Muros

Se estima que nueve de cada diez estadounidenses viviendo en México no tiene sus papeles migratorios en regla.

 

México se ha convertido en un paraíso habitable para miles de estadounidenses que buscan un lugar donde vivir su retiro, una experiencia como expatriados o emprendedores, o simplemente huir del ambiente político que se respira en el país norteamericano.

Aunque no existen cifras oficiales, la embajada de Estados Unidos estima que hay alrededor de un millón de estadounidenses viviendo en México. Sin embargo, muchos de ellos residen en el país de forma irregular, por lo que es difícil arrojar una cifra exacta. De hecho, un estudio realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en 2015 apuntaba que el 91.2% de los estadounidenses en el país no tenían sus papeles migratorios en regla.

Sin embargo, la llegada de extranjeros procedentes del norte va en aumento, y responde en gran medida al impacto que ha tenido el crecimiento del país en los últimos años, señala Javier Govi, fundador y director general de AMAR, Asociación Mexicana de Asistencia en el Retiro, quien asegura que se puede agrupar la migración estadounidense en tres categorías: pensionados, expatriados o emprendedores, y exiliados políticos. “México es un país con mucho potencial para atraer migraciones del norte. Hoy en día hay cerca de 800,000 extranjeros mayores de 50 años viviendo en el país, en su mayoría estadounidenses, canadienses, ingleses, españoles y algunos latinoamericanos”, señala Govi.

Solo el año pasado entraron al país 9,417,601 personas procedentes de Estados Unidos, y en lo que va de año 4,652 obtuvieron una Tarjeta de Residente Temporal.

 

Un retiro dorado en México

En 2017, por primera vez en los últimos veinte años, México trepó a la cima del ranking anual de los mejores lugares para los ciudadanos estadounidenses que buscan dónde retirarse, publicado por International Living. Las estadísticas de la Administración de Seguridad Social en Estados Unidos muestran que el número de beneficiarios en México creció 7.2% entre 2012 y 2016, aunque podría ser más, ya que advierten que muchos se mudan manteniendo sus cuentas bancarias en su país.

 

El clima, el costo de vida y la cultura son algunas de las principales razones para mudarse a México.

 

La mayoría vienen tentados por lo que llaman la triple ‘C’: clima, cultura y costo de vida. Y a la par de esta migración inversa, como se conoce, se han ido desarrollando proyectos inmobiliarios que buscan satisfacer las necesidades de personas adultas, con servicios de atención médica y multitud de servicios y actividades. Govi señala que se han creado comunidades enteras “donde prácticamente se habla alemán o inglés, como en San Miguel de Allende, en Puerto Vallarta, Riviera Maya o en Rosalito”.

El experto señala que en muchos casos este fenómeno  “no se da por una cuestión de moda o de lujo, sino por necesidad. En México pueden gastar la mitad de lo que les cuesta un ‘independent living’. Mientras en Estados Unidos pagan unos 3,500 dólares mensuales, aquí no les cuesta más de 2,500 dólares”, dice.

Por eso, calcula que a México se va a venir un promedio de 3.7 a 3.9 por ciento de estadounidenses en los próximos 20 años, lo que supone alrededor de 3.5 millones de adultos mayores. “A día de hoy, los estudios para el Presidente Intercontinental, World Trade Center señalan que tenemos un déficit enorme para la demanda: calculamos que hoy se requieren un promedio de 200 complejos inmobiliarios de entre 100 y 150 capacidad cada uno”.

 

La experiencia ‘expat’

Según el sondeo de la red de expatriados InterNations, el 91% de los expatriados que viven en México están satisfechos, posicionando al país en el cuarto puesto del índice mundial. Como razones principales citan el costo de vida, el clima y los estándares de bienestar.

Pero esta no es la única encuesta que sitúa a México en el centro de los intereses de las multinacionales para enviar a sus empleados. De acuerdo con el Sondeo Expat 2015 de HSBC “México es el mejor lugar en Latinoamérica para profesionales expatriados buscando vivir en el extranjero”.

 

Kristin Busse lleva 16 años viviendo en Cancún y ya no se siente extranjera en el país. Foto cedida.

 

Kristin Busse, cantante, bailarina de salsa y community manager resume su experiencia así: “Me mudé a México en 2001 y todavía no puedo creer que siga aquí”. Ahora, 16 años después dice que ya no se siente una expatriada, sino más bien una ciudadana mexicana. “Esta es mi casa. Me mudé porque quería aprender español y tener la experiencia de vivir en otro país. Sólo pensaba estar un año y, obviamente, hay muchos beneficios de vivir en Cancún”, señala.

Echa de menos a sus amigos, familia y algunas cosas de Estados Unidos, pero su vida está aquí ahora, cuenta. “Después de 16 años no tengo ya ningún choque cultural. Me gusta cómo el vivir en otro país me ha dado una perspectiva diferente del mundo y de mi país de origen”, añade. Desde Cancún sigue compartiendo sus experiencias en el blog ‘What am I still doing in Cancun?’.

Como Kristin, David Lida dejó su natal New York City para vivir en la Ciudad de México desde 1990, y según cuenta a InterNations, que conecta a expats de todos los países, “no hay ningún otro lugar en la tierra donde me haya sentido más en casa. He estado tanto tiempo en Ciudad de México que ya no es más una nueva vida, lo considero mi hogar, y el choque cultural lo he experimentado, de hecho, cuando por razones profesionales visito Estados Unidos”, señala.

 

Un refugio de Trump

El 19 de febrero de este año el diario El Financiero publicaba una nota bajo el título: “San Miguel de Allende, ‘santuario’ para los que huyen de Trump”. Y el sumario añadía: “La ciudad guanajuatense cuenta con más de 12 mil ciudadanos provenientes de Estados Unidos, por lo que podría considerarse una “ciudad santuario” para aquellos que tienen miedo de las políticas de Donald Trump”.

En esa localidad la comunidad estadounidense ha llegado incluso a organizar manifestaciones en contra de las agresiones del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en las que también mostraron su respaldo a los migrantes.

Una buena parte de los ciudadanos estadounidenses que habitan en el estado de Guanajuato han mostrado su rechazo a las políticas del país vecino, y encuentran en ellas el principal argumento para haber abandonado su país de origen.

“Es una comunidad noble y solidaria con México, que le está dando patria para manifestar su posicionamiento en contra de Trump. Considero que los estadounidenses en este país son, en su mayoría, de pensamiento demócrata y liberal”, señaló a El Universal José Luis Valdés Ugalde, especialista en estudios norteamericanos de la UNAM.

Aunque las razones para esta migración a la inversa son diversas, la cultura mexicana sigue siendo un atractivo para los vecinos del norte que se mudan al país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *